Opciones saludables de viandas para llevar al trabajo - Mendoza Post
Sábado 16 Mar 2019Sábado, 16/03/19 atrás

Muchas veces es difícil seguir una dieta si hay que llevar la comida al trabajo o a la facultad y muchas veces comprar algo a terceros que nos guste no es la mejor opción, en esta entrega tips y consejos a la hora de preparar tu vianda diaria.

Siempre que armes una vianda para el trabajo tenes que tener en cuenta que debe contar con hidratos de carbono y proteínas. Además es sumamente necesario incluir frutas y verduras, y no olvidarnos de una buena hidratación a base de jugos naturales o simplemente agua.

Es importante que nuestra vianda sea atractiva a la vista con colores, formas y texturas, esto ayudara a que no sea aburrida. Además mientras más colorida sea nuestra comida, mas nutrientes y vitaminas aportara.

A continuación una lista de comidas que te pueden llegar a interesar:

1- Lunes: Sándwich en pan de salvado con semillas de carne, pollo o atún con vegetales o sándwich de ensalada primavera con queso blanco.

2- Martes: Tortilla de vegetales o de papa.

3- Miércoles: Ensalada de arroz, atún y vegetales o arroz primavera con trocitos de queso fresco.

4- Jueves: Tirabuzones tricolor con salsa de tomates liviana y queso rallado.

5- Viernes: Croquetas de verduras o vegetales con ensalada jardinera.

Otras opciones:

Fajitas de vegetales con pollo o carne.

Milanesas de verduras o soja con puré de calabaza y espinaca.

Pizza de vegetales.

Tartas de verduras otra buena opción.

Acá te dejo cuidados y consejos útiles:

* Hacé un desayuno más fuerte de lo habitual y llevá alimentos para media mañana y media tarde.

* Acompañá cada vianda con una bebida, que puede ser agua o jugo.

* Incluí un postre: fruta fresca, ensalada de frutas, yogur (le podés agregar semillas y frutas secas), flan o gelatina con frutas.

* Tené en cuenta las condiciones de conservación y calentamiento. Incluí una pequeña tableta de hielo para que los alimentos aguanten bien durante la mañana. Además, seleccioná productos que se conserven bien sin frío.

* Evitá los alimentos crudos o poco cocinados, así como los huevos, lácteos o pescados, que tienen más riesgos por una inadecuada conservación. En su lugar, optá por carnes bien cocinadas, pastas o verduras.

* Tratá de incluir legumbres. Si no tenés opción de calentarlas, podés prepararlas en forma de ensaladas.

* Agregá siempre a cualquier alimento unas gotitas de limón o vinagre. Permiten acidificar el medio y reducir el riesgo de contaminaciones.

* Recalentá la comida en el microondas una sola vez. Si se recalienta, existe el riesgo de que se reactive cualquier pequeña contaminación que pueda existir.

Espero te sean útiles estos tips y consejos. Nos encontramos la próxima semana con más novedades, recetas y tips.

Gabriel Funes Milani Chef pastelero en Gran Hotel Potrerillos Instagram: @soygabiar