Post: Mendoza PostDomingo 10 Feb 2019 10 días atrás

El gobierno nacional planea realizar un ajuste en las pensiones por invalidez. Según explicaron desde el Gobierno Nacional son $ 114 mil millones que insumirán este año para pagar las más de un millón de pensiones para personas que están incapacitadas para trabajar y viven en una situación de vulnerabilidad. 

Sin embargo, en un primer relevamiento ya se encontró que hay unas 1.800 personas que cobran la pensión y además tienen un trabajo en blanco. Según publicó Perfil se encontraron 1.770 casos en los que el beneficiario cobra un sueldo en blanco. La mayoría (un 67%) cobra sueldos de entre $ 10 mil y $ 20 mil, pero también hay casos de más de $ 50 mil. 

Desde la Agencia Nacional de Discapacidad anunciaron esta semana que comenzarán a enviar telegramas a beneficiarios de la pensión por invalidez para que actualicen la información de su certificado médico obligatorio (CMO). 

Durante la semana llegarán los telegramas para que los beneficiarios validen su situación.  

Se trata del comprobante que los médicos firman para ratificar que la persona tiene una discapacidad o enfermedad que le disminuye su posibilidad laboral en un 76% o más. 

Esa sola información es suficiente para suspender el plan, ya que uno de los requisitos para cobrarlo es no estar en relación de dependencia. Pero desde la Agencia prefieren primero notificar a las personas y emplazarlas a presentar la documentación que acredite lo contrario. 

Los beneficiarios tendrán sesenta días para tramitar el turno en Anses, con posibilidad de prorrogarlos. En el Gobierno consideran que en el kirchnerismo muchas pensiones se otorgaron como si fuera un plan social. Por eso, aseguran que en los casos en los que esté mal otorgada pero existan situaciones de vulnerabilidad coordinarán con el Ministerio de Desarrollo Social. En 2003 había 170 mil beneficiarios. En 2015 eran más de 1.400.000. 

Entre las irregularidades también detectaron casos de personas que cobran jubilaciones (está prohibido recibir otra prestación del Estado), otros que se fueron a vivir al exterior y la siguen cobrando, y casos que no se presentaron a cobrar la pensión en los últimos tres meses.