Post: Mendoza PostLunes 26 Nov 2018 13 días atrás

El primer vehículo espacial de la NASA construido para explorar el interior profundo de otro mundo se acerca este lunes para posarse en una llanura enorme y desértica en Marte, con instrumentos para detectar el calor planetario y movimientos sísmicos jamás medidos en otro lugar fuera de la Tierra.

Según la agencia Reuters, tras desplazarse por 548 millones de kilómetros en un viaje de seis meses por el espacio, la sonda robótica InSight tenía programado aterrizar en la superficie marciana cerca de las 2000 GMT del lunes.

Si todo sale de acuerdo a lo planeado, InSight entrará a la tenue atmósfera de Marte a 19.310 kilómetros por hora. Después frenará por la fricción y por el despliegue de un paracaídas gigante y por la acción de retropropulsores, que ayudarán al aparato a descender 124 kilómetros hasta la superficie en 6 minutos y medio, con una velocidad de sólo 8 kilómetros por hora cuando aterrice.

InSight viajó 6 meses por el espacio.

Después de tocar tierra, la sonda estacionaria, lanzada en mayo desde California, estará en pausa durante 16 minutos para esperar a que baje la polvareda para luego desplegar paneles solares en forma de disco para proveer de energía al dispositivo.

Los controladores en el JPL también prevén que recibirán una fotografía del nuevo ambiente de la sonda en la llanura marciana cercana al ecuador del planea, llamada Elysium Planitia.

InSight pasará 24 meses, alrededor de un año marciano, usando monitorización sísmica y lecturas de temperaturas subterráneas para revelar misterios sobre cómo se formó Marte.