Cinco recetas saludables y rápidas para enamorar - Mendoza Post
Por: Mendoza PostDomingo 14 Feb 2021

Existen distintas maneras de agasajar a la persona que amamos, no sólo en San Valentín sino todos los días. No siempre hace falta comprar un regalo para demostrar nuestro amor, porque seguramente lo que dejará huellas en el otro son los gestos que tengamos.

Y a la frase de que "al hombre se lo conquista por el estómago" habría que agregarle que ¡a la mujer también! Entonces, cocinar algo rico para el otro o preparar una cena romántica de a dos podría ser una buena opción.

¿No tenés mucho tiempo? ¿No se te ocurre qué preparar? Te dejamos algunas alternativas de comidas que podés hacer en poco tiempo y además son ricas y saludables. ¡A probar!

Crema de Batata y Zanahoria con Jengibre

Ingredientes (para 2 personas): 300 gramos de batata, 100 gramos de zanahoria, 1/2 cebolla, 1 cucharadita jengibre, 1 cucharadita sal y 2 cucharadas de aceite de oliva virgen.

Preparación (25 minutos): Pelá y cortá en trozos finos la batata (o camote), las zanahorias y la cebolla. Echá un chorrito de aceite de oliva en la olla donde vas a cocinar la crema. Cuando esté caliente, vertí la cebolla y dejá que se fría 3 minutos. Añadí a la olla los trozos de batata y zanahoria, un poco de sal, y freí durante 5-7 minutos a fuego medio con cuidado de que no se queme. Pasado ese tiempo, añadí el jengibre fresco rallado (si no tenés fresco, podés emplearlo en polvo) y una pizca más de sal. Revolvé. Añadí agua (o caldo si preferís) hasta que todo el líquido cubra un dedo por encima los ingredientes, tapá y dejá que se cocine durante aproximadamente 20 minutos. Cuando veas que las verduras están tiernas, triturá con la batidora y serví.

Ver también: Conocé las mejores ideas para hacer las más ricas croquetas

Trucos y Consejos: Si tienes olla exprés, usala porque la crema se hace mucho más rápido. Se puede añadir un chorrito de leche vegetal y un puñado de semillas de chía a modo de decoración.

Lasaña Exprés de Berenjenas con Atún y Huevo

Ingredientes (para 2 personas): 1 berenjena, 2 huevos, 1 lata pequeña de atún en conserva, 8 aceitunas negras, 4 cucharadas de tomate frito, 2 cucharadas de aceite de oliva y 1 cucharadita de sal.

Preparación (20 minutos): Prepará los huevos (en agua hirviendo con una cucharadita de sal durante 10 minutos); y refrescá en agua fría. Luego pelalos y picalos. Cortá las aceitunas en rodajas. Si tienen hueso te tocará extraérselo primero. Lavá la berenjena y cortala en láminas de 1,5 centímetros de grosor aproximadamente. En una plancha con aceite caliente cociná las láminas de berenjena por ambos lados de manera que te quede su carne blandita (puede llevarte unos 10 minutos). En un recipiente escurrí el atún de sus latas, vertí el huevo picado, las aceitunas negras cortadas en rodajas y dos cucharadas de tomate. Revolvé bien. Sobre una lámina de berenjena extendé el relleno que preparaste y colocá otra lámina de berenjena como tapa. Extendé un poquito de tomate frito sobre la tapa. Podés hacer tantos pisos como te dé el relleno. Podés terminar esparciendo un poco de queso rallado por encima y meterlas a gratinar apenas 5 minutos. El toque del gratinado las transforma de manera increíble.

Ver también: Cinco postres saludables y fáciles de hacer

Trucos y Consejos: ¿Tenés cebolla por casa? ¿Y algún pimiento verde, rojo? Si es así, podés saltear la cebolla y/o los pimientos en una sartén con unas gotitas de aceite y añadirlos al relleno.  

Pasta con Espárragos, Aceitunas y Pistachos

Ingredientes (para 2 personas): 1/2 de cebolla, 120 gramos de espárragos verdes, 40 gramos de queso de cabra, 180 gramos de pasta, 70 gramos de pistachos, 2 cucharadas de aceite de oliva, 2 pizcas de sal y 2 cucharadas de aceituna negra.

Preparación (20 minutos): En una olla poné agua y cociná la pasta el tiempo que indica su envase. Una vez cocida, colala y reservala. Quitá la cáscara a los pistachos y trocealos con un martillo o algo que pese. Lavá los espárragos verdes y quitales el extremo inferior y duro de los mismos. Cortá en tiras media cebolla y salteala en una sartén amplia con un chorrito de aceite de oliva. Poné a calentar una plancha o sartén con un poco de aceite, cuando el aceite esté caliente, añadí a la sartén los espárragos y saltealos durante 5 minutos. Movelos de vez en cuando y terminá echándoles un poco de sal gruesa a los mismos. Colocá la pasta en un recipiente, los espárragos y la cebolla que acabas de preparar, los pistachos troceados, las aceitunas negras cortadas en trozos y, por último, el queso cortado en trozos. Revolvé los ingredientes y aliñá la pasta a tu gusto.

Pechugas de Pollo con Espinacas y Salsa de Limón

Ingredientes (para 2 personas): 1 pechuga de pollo, 20 gramos de manteca, 3 dientes de ajo, 125 gramos de crema líquida, 3 cucharadas de jugo de limón, 50 gramos de espinacas, 4 cucharadas de queso parmesano, 1 taza de caldo de ave, 2 pizcas de pimienta negra, 2 pizcas de sal y 2 cucharadas de aceite de oliva.

Preparación (20 minutos): Cortá la pechuga de pollo en varios filetes. Pelá los ajos y machacalos con un mortero. En una sartén, echá un poco de aceite de oliva y cociná las pechugas con una pizca de sal y pimienta. En otra sartén poné a derretir la manteca. Cuando esté derretida, añadí los ajos machacados y dalos vuelta de manera constante, sin dejar que se te quemen. Añadí el caldo de pollo a la sartén que contiene la manteca y los ajos, la crema líquida, un poco de queso parmesano y el jugo de limón. Cocinalo, dándole vueltas de vez en cuando, y dejá que hierva. Cuando hierva, bajá el fuego y dejalo cocer a fuego lento unos 5 minutos, hasta que la salsa espese. Añadí ahora las espinacas y dejalas un par de minutos con la salsa, con el propio calor se cocinarán solas. Incorporá las pechugas de pollo en la sartén que contiene la salsa y mezclá bien. Ya podés servir la comida.

Ver también: Comidas económicas: las 5 mejores opciones, fáciles y nutritivas

Trucos y Consejos: Si no tenés caldo de pollo, podés sustituirlo por agua.

Tacos de Carne Molida

Ingredientes (para 2 personas): 2 paltas, 2 tomates, 1/4 cebolla, 200 gramos de carne molida, 1 cucharada de cilantro, 1 lima, 3 pizcas de sal, 1 pizca pimienta negra, 6 unidades de tortilla de maíz y 1 cucharada de aceite de oliva.

Preparación (20 minutos): Lavá los tomates y cortalos en cuadrados pequeños. También picá en trozos muy pequeños la cebolla y el cilantro. Vertí todo en un recipiente: el tomate, la cebolla y el cilantro picado. Exprimí el jugo de media lima (o limón) y vertí por encima. También añadí una pizca de sal y, si tenés y querés, un poco de picante. Revolvé bien y reservá el pico de gallo que acabas de preparar. Abrí las dos paltas, extraé su carne y con la ayuda de un tenedor, triturala. Añadí un poquito de sal a la palta y reservá. Echá sal y pimienta a la carne molida. En una sartén echá un poquito de aceite de oliva y, cuando esté caliente, cociná la carne apenas 2-3 minutos. Una vez esté lista, apagá el fuego y reservá. En una sartén calentá las tortillas por ambos lados y comenzá a montar los tacos.

Ver también: El clásico arroz con leche: fácil, rico, ¡y barato!

Trucos y Consejos: Servilo con limones cortados por la mitad y salsa picante.

Esta nota habla de: