Batido de café, banana y maca: cómo prepararlo

Esta bebida rica en hidratos y proteína te darán un plus de energía. Te enseñamos cómo prepararlo.

Batido de café, banana y maca: cómo prepararlo

Por: Editó Tamara Sbardolini

 Los batidos son grandes aliados de los deportista, hay miles de recetas para obtener la energía necesaria a la hora de realizar una actividad física. Muchas veces utilizan algunos suplementos para complementar.

Esta receta tiene una mezcla de proteína, hidratos y es sinónimo de energía. En este caso aprovecharemos el potasio de la banana, la cafeína del café que ayuda a la energía del cuerpo y maca, un ingrediente que tiene múltiples beneficios para el cuerpo.

Si no te gusta el café, o te gustaría reemplazarlo por otra cosa, podés agregarle una cucharadita de cacao en polvo, puede ser dulce o si te cuidas del azúcar, cacao amargo.

Ver:Qué le pasa a tu cuerpo si consumís atún en lata todos los días

Ingredientes

Banana     una mitad

Café          una cucharada 10g

Maca en polvo          una cucharada 10 g

Canela molida           una cucharadita 5 g

Azúcar moreno          una cucharadita 5 g

Leche o bebida vegetal       media taza 120 ml

Colocar todo en la licuadora y listo 

¿Qué es la maca?

La maca andina es un planta físicamente muy parecida a un rábano o a la remolacha, con una gran raíz de tres a seis centímetros de ancho y 4,7 centímetros de longitud. Esta se puede consumir de distintas formas, lo que la convierte en un producto muy versátil en la cocina.

Lo podes conseguir en dietéticas

Leer más: Dieta Dash para hipertensos: qué se puede comer

Beneficios de la maca

Retrasa el envejecimiento celular por su poder antioxidante.

Refuerza y fortalece cabello, uñas y huesos.

Ayuda a reducir el estado de estrés.

Aumenta los niveles de adrenalina natural; ayuda a reducir los dolores crónicos, musculares y óseos por artrosis, artritis o/y reuma.

Mejora la capacidad de concentración y potencia la memoria.

Favorece la circulación.

Ayuda a dormir mejor, teniendo un sueño más profundo y reparador a la vez.

Mejora el rendimiento deportivo y favorece la recuperación.

Retrasa la aparición de la fatiga muscular.

Aumenta nuestra energía y nuestra resistencia.

Regula el ámbito hormonal.

Favorece la producción de leche durante la lactancia.

Alivia o/y disminuye los dolores producidos por la menstruación

Esta nota habla de: