Palito Ortega cumple 80 años: un repaso por su difícil y exitosa vida - Mendoza Post
Por: Mendoza PostLunes 8 Mar 2021

Ramón "Palito" Ortega celebra hoy sus 80 años signado por una vida en la que se convirtió en un ídolo de multitudes, pero sumado a su potencial artístico fue gobernador, candidato a vicepresidente y senador. Se casó con Evangelina Salazar y formó una familia con seis hijos que hoy son destacadas figuras del mundo del espectáculo.

Ramón Ortega nació un 28 de febrero de 1941, pero recién fue anotado el 8 de marzo. Fue el segundo hijo de Juan, un zafrero y Nélida Rosario. El matrimonio tuvo siete hijos. Los hijos eran muchos y la miseria más. Creció en la ciudad tucumana de Lules donde fue lustrabotas, pintó cruces y limpió tumbas en el cementerio, fue bicicletero y vendedor de diarios, hasta que se le ocurrió vender cubanitos. Todos los viernes le pedía a su papá 10 pesos. Se iba al almacén, compraba cubanitos vacíos, dulce de leche, y los ofrecía en alguna cancha de fútbol.

Su madre lo abandono y desde pequeño ayudo a su padre por lo que tuvo que dejar la escuela primaria, aunque una maestra se conmovió con ese changuito que dejaba la primaria para pasar de una patada a adulto y le enseñó por las noches.

Ver: Entrevista de Meghan y Harry: 5 "explosivas" declaraciones

El cantante tuvo una dura infancia signada por la pobreza. 

A los 14 años decidió probar suerte en Buenos Aires, vendía café en las puertas de Canal 7 y Radio Belgrano. Dos años después, un grupo que animaba fiestas lo contrató para cargar los instrumentos y armar la escenografía. Rodeado de músicos aprendió a tocar el güiro, la batería y perfeccionó lo que sabía de guitarra.

Se independizó de Carlinhos y comenzó a actuar con el pseudónimo de Nery Nelson. Durante un tiempo vivió en Mendoza donde tuvo su espacio en radio y cantaba en un boliche. Con mucho esfuerzo logró grabar su primer disco, pero cuando pidió sus honorarios, le pagaron menos de la mitad de lo acordado.

A los 14 años dejó su provincia para probar suerte en Buenos Aires. 

El gran día

Hasta que un día se presentó en los estudios de RCA. Cantó "María" y "Sabor a nada" y el gerente de la compañía le dijo de forma rotunda: "Flaco, lo felicito. Dese por artista de RCA Víctor".

Faltaba elegir el nombre artístico. Mejía, el gerente de la discográfica, rechazó el Nery Nelson y lo llamó "Palito Ortega". Ese día nacía el artista que marcaría a varias generaciones de argentinos.

Su primera oportunidad llegó de la mano de RCA Víctor.

En 1962, se integró al Club del clan. No destacaba por su físico, pero su cara triste de aquel que conoce el dolor de las partidas, se imponía. La gente amó a ese muchacho que, aunque tenía clavado un dolor en el alma, cantaba canciones optimistas.

Los éxitos no pararon de llegar y con "Despeinada" su fama cruzó las fronteras. Luego siguieron "Bienvenido amor", "Media novia" y "Camelia". El éxito fue tan rotundo que su tema "La felicidad" fue grabado en español, inglés, italiano, alemán, francés, holandés y sueco.

La política

En 1989, con el respaldo del entonces presidente Carlos Menem aceptó volver al país luego de haber estado radicado por algunos años en Miami para postularse como gobernador de Tucumán. Con el voto de la gente, el 21 de octubre de 1991 asumió como gobernador. En el 95 y sin lograr que se habilitara la reforma constitucional para su reelección, Palito se despidió de su provincia.

En 1991 fue gobernador de Tucumán, y en 1999 fue candidato a vicepresidente. 

No se alejó de la política. Vendió su casa de Miami valuada en dos millones de dólares y se instaló definitivamente en la Argentina. En 1999 fue candidato a vicepresidente acompañando a Eduardo Duhalde, pero en la elección se impuso Fernando De la Rúa.

Ver: Confirmaron que un asteroide se acerca mucho a la Tierra

Esta nota habla de: