Combustibles: por qué ahorrar con súper en lugar de premium - Mendoza Post
Lunes 15 Mar 2021 27 días atrás
porCuyomotor

Siguen los aumentos de los combustibles y esto continuará a nivel nacional durante las próximas semanas y meses, según confirman los especialistas. Pero hay un punto clave a la hora de ahorrar y saber si verdaderamente un vehículo necesita nafra premium o perfectamente puede rendir igual con súper, con un valor considerablemente menor.

Para aclarar este punto apelamos al conocimiento y artículos escritos por el Ingeniero Mecánico Alberto Garibaldi (Universidad Tecnológica Nacional), quien posee una extensa trayectoria en la Industria Automotriz, local e internacional. Además se ha desempeñado como conductor y guionista de Autotécnica TV dedicado a la tecnología y avances de la industria automotriz. En la Web cuenta con la visualización de programas emitidos, numerosos artículos técnicos, evaluaciones de vehículos, y respuestas a preguntas de los televidentes.

La verdad sobre Súper y Premium

En una de sus publicaciones y respuestas al público, el ingeniero da sus argumentos de porqué en la mayoría de los casos no se justifica cargar el combustible más caro (nafta premium).

¿Puede rendir un auto con nafta súper?

"Trataré de poner las cosas en su debido lugar. Su duda (la que plantea un lector) es común a mucha gente y es debida al bombardeo publicitario antes que a razones mecánicas, y mi respuesta será siempre la misma hasta que alguien me demuestre que estoy equivocado. Lo expresaré una vez más: salvo que el manual del usuario especifique que el vehículo debe usar combustible de 98 octanos RON o superior (combustibles "premium") el uso de 95 octanos RON (nafta súper) es el correcto".

"¿Cabe pensar que el fabricante le va a recomendar el uso de un combustible de calidad inferior a la requerida por su vehículo? Difícil de creer, ¿no? Por otra parte, y esto se lo digo con conocimiento de causa, tanto desde el punto de vista termodinámico como práctico, es falso pensar que logrará mayor rendimiento (km/l), potencia o aceleración si no modifica los parámetros de calibración originales del motor. Y aún así, las diferencias serán mínimas", asegura el especialista, derribando mitos.

En esa línea es contundente: "No se deje seducir por publicidades que no dicen toda la verdad. El que sí le puedo asegurar que notará la diferencia no es su motor, sino su bolsillo, y cuando haga números verá por qué se lo digo. Tratando de mantener el equilibrio es también mi obligación expresarle que a mi entender, la culpa no es de las petroleras, que se ven obligadas a vender el combustible súper a un precio por debajo del real para el mercado internacional, y peor aún considerando la carga impositiva que padecen".

Seguí leyendo en Cuyomotor